La Boca


¡Otra de restaurantes cordobeses! Ya os adelanté que la Semana Santa me cundió mucho… Pero he tardado en colgar este post porque quería variar un poquito de destino gastronómico.

A este restaurante llegué por consejo de mi amiga Victoria, compañera de colegio y asidua lectora del blog. A ella (y a su novio, Sixto, que también me lee e incluso me comenta) le dedico este artículo. Y sí, todavía queda pendiente el pastel de cabracho que le prometí que haría. Sencillamente no encuentro el momento -ni el cabracho-.

Este restaurante está en un barrio típico cordobés y en una calle tan popular como la de San Fernando, que se conoce como la “Calle de la Feria”. Sólo eso ya es estupendo. Eso sí, preparáos para problemas de aparcamiento.

Fui con Cristina y Yayo con ánimo de tener una noche divertida de cena y copas, algo que, como siempre, conseguimos sin mucho esfuerzo ni puntualidad. Porque reservamos a las 22:30 y llegamos a las 22:50.

Como pensaban que no íbamos a llegar (mea culpa, por no llamar para avisar), dieron nuestra mesa a otras personas. Pero la verdad es que fueron amabilísimos -he visto pocos camareros tan agradables y solícitos- y se disculparon fenomenal invitándonos a una bebida mientras esperábamos en una coqueta barra:

Barra donde nos tomamos un vinito para esperar. La ví con mucha gracia

Barra donde nos tomamos un vinito para esperar. La ví con mucha gracia

Además, eso nos dió una excusa estupenda para pasear por el hermosísimo local que se gasta “La Boca” porque, aunque sólo hice foto de la sala donde cenamos, se trata de un casoplón típico cordobés con un patio bien hermoso y mucho rinconcito mono. ¡¡Que ganas de ir en verano!!

La verdad es que se me olvidó hacerle foto a la fachada del restaurante, pero no tengo un recuerdo muy vivo de ella, por lo que supongo que sería normalita, ni bien ni mal. Eso sí, creo recordar que era un poco “escaparate”, en el que se veía todo el salón y la gente comiendo, más o menos como en mi foto.

Sala

Sala

El público me sorprendió bastante porque Victoria me había dicho que era un sitio muy “alternativo” y la verdad es que, salvo un par de mesas, lo que había era bastante pijín. Pero vamos, gente joven, relajada y normal. Bien por ellos.

Tranquilos, que ya me dejo de rollos y paso a la cenita que nos dimos. Y digo “cenita” porque esa noche, después de tantos excesos vacacionales, estuvimos muy comedidas. Y generosas, porque lo pedimos todo para compartir.

Nos costó bastante decidir porque la carta tenía cosas de lo más apetecible. Eso sí, estaba algo sucia (la carta, no el local, que estaba impoluto), lo que no da muy buena imagen.

La boca_carta

Pedimos queso de cabra a la plancha, tartar de salmón con aguacate y cous-cous con pollo y cebolla caramelizada. Os lo digo así porque pensábamos que nos lo traerían por ese orden. No sé, es lo que nos pegaba a las tres. Pero no. Primero nos sirvieron los platos y luego el entrante,  lo que no dejó de sorprendernos.

Lo primero que nos trajeron fue el tartar de salmón con aguacate. Y estábamos tan animadas y entretenidas charlando que se me olvidó hacerle foto. Lo siento por vosotros, pero me alegro por nosotras, que nos lo pasamos pipa. Eso sí, os digo que a mí el salmón suele cansar, y el aguacate no me emociona. Pero la verdad es que estaban en la proporción y con el aliño perfecto y el pobre tartar cayó enseguida en combate.

Después nos trajeron el cous-cous con pollo y cebolla caramelizada, que me gustó mucho. La presentación me pareció muy original y la ración algo escasa. Además le hice dos fotos para redimirme por lo del tartar.

Cous-cous. Muy bueno, pero nos dejó con ganas de más.

Cous-cous. Muy bueno, pero nos dejó con ganas de más.

 

Cous-cous revuelto

Cous-cous revuelto

Y, como os he adelantado, al cous-cous siguió el queso de cabra a la plancha, con una confitura muy ligera y frutos rojos que estaba francamente bueno. Aunque la verdad es que muy mal hay que hacerlo para que a una quesera como yo le disguste el queso de cabra…

Queso de cabra. Estupendo

Queso de cabra. Estupendo

Por último, no pudimos resistirnos a un buen postre y nos pedimos un fundante (sí, me gusta escribirlo como suena en español) de chocolate que estaba de vissssio.

Fundante antes de abrir

Fundante antes de abrir

 

Fundante abierto. ¡Mmmm!

Fundante abierto. ¡Mmmm!

Durante la cena tomamos copas de vino blanco de la casa, que estaba bueno y no era nada caro (2,4€/copa) y agua mineral, cuyo eslógan (“¡Sólo sabe a agua!”) me hizo tanta gracia como para hacerle la foto que aquí os dejo:

Agua. Me hizo gracia

Agua. Me hizo gracia

Y poco más. Que la cena nos salió a 48,6€, por lo que pusimos 17€/cabeza y nos quedamos silbando. La verdad es que tampoco comimos tanto, por lo que para ser Córdoba me pareció algo carete. Aunque merece la pena por lo agradable que es. Pienso volver.

Coronamos la noche en El Corral del Gallo.

Conclusión: lo mejor es el local, enorme y con mucho sabor. La comida está buena y el ambiente relajado. El servicio no sólo pone la nota “alternativa” sino que derrocha amabilidad. Es un sitio algo carete para ser Córdoba, pero… ¿quién dice que los precios de las provincias tienen que ser la mitad que los de Madrid? Fantástico para ir con amigos.

Os dejo los datos:

C/San Fernando, 39

Teléfono: 957 476 140

¡¡¡Sed buenos y felices!!!



Categorías:Córdoba, Cor-15-25€, RESTAURANTES POR ZONA Y PRECIO

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

tiroalplato

Acertar donde comer

¡A tomar por mundo!

La vuelta al mundo low cost

Te Veo en Madrid

Blog con recomendaciones para salir en Madrid - Restaurantes, Moda, Ambientes con Encanto & Mucho Más ...

El cuaderno de Rachel.

RESTAURANTES,VIAJES,TIENDAS.

A %d blogueros les gusta esto: