Kässpätzle


¡¡Que suerte tengo!! ¡Ya hasta me hacen las recetas! Y es que el otro día quedé en comer en casa con mi hermano y su novia. Y como llegué tarde, me encontré con que no sólo me habían hecho la comida, sino que también se habían currado las fotos. Desde aquí, un “¡ole!” por ellos. Este post se lo debéis.

Ya sabéis que soy una enamorada de Alemania y su gente. Su gastronomía no es lo que más me llama la atención, pero de vez en cuando encontramos algún tesoro, como losMaultaschen, el Apfelstrudel o los Kässpätzle que os voy a enseñar hoy. Lo cierto es que tenía esta receta en el apartado de las que tendría que hacer algún día pero, no sé porqué, lo iba retrasando. 

Estamos ante una pasta casera, algo más contundente y rudimentaria que nuestros espaguetis de siempre. Y eso la pasta –spätzle- sola, porque con los añadidos –Kässe, oséase, queso- de la receta se convierte en una bola de plomo para nuestro estómago. ¡¡Una deliciosa bola de plomo alemana!! Exactamente lo que yo me encontré al llegar a casa (os pido perdón por algunas fotos que salen alargadas y no tengo manera de arreglar):

¿Y qué más? Pues que podéis encontrar recetas algo menos pesadas (nunca ligeras), pero yo voy a deleitaros con la original, la receta de la zona alpina (Baviera, Suabia, Baden-Württemberg…). ¡¡Que ganas de volver por allí!!

También os digo que hacer un spätzle casero, aunque delicioso, es un verdadero coñazo. Por eso, Juan y Hermi hicieron como hubiera hecho yo: utilizar spätzle secos, que se cuecen como si fuesen espaguetis, con lo que pueden cocinar en un momento y están también para chuparse los dedos. En España se pueden conseguir fácilmente en el Corte Inglés o en tiendas más especializadas, como Fass (que tiene tienda normal y on-line, además de un estupendorestaurante). Eso sí, os advierto que ellos usaron nata, con lo que los spätzle se quedan como una carbonara pesada, aunque buenísima de sabor. Por eso aunque veáis nata en la foto de los ingredientes, no os la voy a poner en la receta ni en la INFORMACIÓN  que paso a daros:

  • Comensales: 4
  • Tiempo de preparación: 40min
  • Información nutricional (por comensal):
    • Kcal: 741 (¡¡Dios mío!! ¡Ha habido cenas mías con primero, segundo y postre que tenían menos calorías!)
    • Proteínas: 26,7 gr (14,4% del total de calorías).
    • Hidratos: 46,1 gr (24,3 % del total de calorías).
    • Grasas: 50,5 gr (61,3% del total de calorías). Creo que a Cristina no le gustará nada…
RECETA:
Ingredientes:
  • 250 gr de spätzle. Advierto que Juan y Hermi compraron una marca francesa, y los franceses no son precisamente conocidos por hacer una comida basta como la alemana. Por eso estosspätzle se parecen más a espaguetis que los que normalmente encontraréis en Alemania.
  • 2 cebollas medianas
  • 200 gr de queso enmental. Si os gusta con más, no hay ningún problema, salvo que hace el plato todavía más grasiento y, si os fijáis, veréis que en la receta hay casi la misma cantidad de spätzle que de queso. ¡Ahí es ná!
  • 150 gr de bacon
  • 3 cucharadas bien colmadas de mantequilla (unos 40-50gr)
Preparación:
  1. Poner a hervir agua en una olla grande:
  2. Echar los spätzle y dejar cocer tantos minutos como digan las instrucciones del envase. Aquí voy a aprovechar para hablaros de uno de mis descubrimientos: la tapa de ollas de Lekué. ¡¡Es que me apasiona!! La compré pensando en mi hermano, al que siempre que hierve cosas se le sale el agua de la olla y lo deja todo perdido. Con esta tapa de silicona con cortes en forma de hélice se acabo el problema. ¡¡Ole!!
  3. Mientras hierve el agua y se hacen los spätzle, ir picando muy finamente las cebollas.
  4. Sofreír las cebollas picadas en otra olla de buen tamaño a fuego medio con las tres cucharadas de mantequilla. Vamos moviendo, para que no se nos quemen.
  5. Añadir el bacon al sofrito de cebolla cuando ésta esté entre transparente y dorada. Sofreír todo hasta que el bacon tenga un aspecto doradito y un poco crujiente. 
  6. Añadir los spätzle -ya escurridos para entonces- al sofrito de cebolla y bacon. Remover
  7. Es el momento de añadir el queso, y remover todo hasta que se haga prácticamente un bloque.
  8. Disfrutar de la fantástica comida alemana que os he enseñado al principio, a poder ser y como hice yo (gracias de nuevo a Juan y Hermi) con una buena cerveza de trigo.
  9. Revisar nuestras úlceras y colesterol ;-)
¡¡¡Sed buenos y felices!!!


Categorías:Pastas, RECETAS, Segundos

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

tiroalplato

Acertar donde comer

¡A tomar por mundo!

La vuelta al mundo low cost

Te Veo en Madrid

Blog con recomendaciones para salir en Madrid - Restaurantes, Moda, Ambientes con Encanto & Mucho Más ...

El cuaderno de Rachel.

RESTAURANTES,VIAJES,TIENDAS.

A %d blogueros les gusta esto: