Duelo de albóndigas (carne vs. pescado)


¿Qué mejor que un duelo de albóndigas para levantarse un sábado con energía? Cuando Inés me propuso la idea, no pude negarme.

Los que sois mis amigos  en Facebook sabréis que la semana pasada os lancé una pregunta sobre qué plato os apetecía que cocinase. A los que no lo sois, os animo a serlo :-) . El caso es que  Mariana y Loreto me pidieron albóndigas (Loreto también pidió magdalenas, y las colgaré el miércoles). Me puse a buscar recetas casi con miedo, hasta que encontré una clásica, fácil y sana: albóndigas con tomate.  Por otra parte, mi amiga Inés me mandó una de unas albóndigas estupendas que hace su madre, de merluza con salsa de pimientos del piquillo. Y charlando con ella, una cosa llevó a la otra y decidimos retarnos: ¿Quién haría las mejores albóndigas? Lo sabríamos el sábado. Yo lo tenía crudo, porque Inés iba a venir con un plato recomendado por su madre, maravillosa cocinera. Y porque todo el mundo me había advertido sobre lo difícil que es hacer unas buenas albóndigas… estaba, hablando mal y pronto, acojoná.

La INFORMACIÓN NUTRICIONAL la calculé antes, porque Inés tuvo el detalle de mandarme su receta. Así, siendo azul la información de las albóndigas de merluza (que son las light) y roja la de las de carne (las almóndigas malditas), aquí os la dejo:

  • Comensales: 4
  • Calorías por comensal: 350 vs. 460, de las cuales:
    • Proteínas: 26,5 gr (30,3%) vs. 39,5 gr. (35,9%)
    • Hidratos: 33,5 gr (43,5%) vs. 25,3 gr (21,7%)
    • Grasas: 9,4 gr (24,2%) vs. 21,9 gr (42,4%)

Llegó el día e Inés se presentó en casa con unas albóndigas que enseguida me hicieron comprender que la batalla estaba perdida. Hermosísimas en tamaño y salsa (las de arriba) . Las mías (las de abajo) eran más pequeñas y con una salsa de aspecto menos apetecible, porque estuve vaga y no la pasé por el pasapurés. Pero a mi favor tengo que decir que el sabor era bueno.

Comimos en mi casa Inés, Miguel (su marido), Rosarito (que nos trajo un Diamante (vino blanco) estupendo para acompañar las albóndigas) y yo. La verdad es que esperaba cruda sinceridad por parte de Miguel y Rosarito que  eso estaban (además de para pasárselo bien), pero fueron muy correctos y no se atrevieron a mojarse. Lo hice yo: mis albóndigas estaban buenas, pero las de Inés estaban deliciosas. Y eran mucho más originales y ligeras. Por eso las declaré ganadoras indiscutibles. Mirad que pinta:

 

Aquí tenéis la RECETA de las ALBÓNDIGAS DE MERLUZA CON SALSA DE PIMIENTOS DEL PIQUILLO (en azul por ser la receta light). Ganadoras del primer concurso de albóndigas de Las Cenas de Ingrid:

Ingredientes:

  • Para las albóndigas:
    • 1 paquete de merluza congelada Pescanova (también es muy buena la marca de Mercadona). Otra opción es la merluza fresca.
    • 2 huevos
    • 1/2 vaso de leche
    • 4 o 5 rebanadas de pan molde sin corteza
    • Pan rallado
    • Sal, pimienta, perejil (ajo en polvo)
  • Para la salsa:
    • 1/2 bote de pimientos del piquillo (5 o 6)
    • 1/2 cebolla
    • 1 vasito vino blanco (opcional)
    • 1 cucharada de azúcar
Preparación:
  1. Albóndigas:
    1. Dejar el pan empapándose en la leche.
    2. Picar mucho los filetes de merluza (previamente descongelados).
    3. Mezclar la merluza desmenuzada en un bol con los huevos y el pan mojado en leche. Poner sal, pimienta, perejil y ajo en polvo al gusto.
    4. Mezclarlo hasta que se quede unido como una “pasta” y hacer bolas con la mano.
    5. Rebozar las bolas en pan rallado y dorarlas en la sartén
  2. Salsa:
    1. Sofreír media cebolla (o una entera, si queremos que  la salsa espese más). Nota: Generalmente, para hacer el sofrito son necesarias unas tres cucharadas de aceite por cebolla.
    2. Mientras tanto, ir picando los pimientos (sin dejar de echar un ojo a la cebolla, por su puesto).
    3. Cuando la cebolla esté dorada, echar los pimientos picados y freírlos un poco con una cucharadita de azúcar.
    4. Echar un chorrito de vino blanco ( opcional) y un vaso de agua más o menos. Se puede pasar para que quede como un puré.
  3. Echar las albóndigas doradas y dejar hervir todo unos 15 o 20 min. Añadir agua si  se quedan secas.
En cuanto a las ALBÓNDIGAS DE CARNE CON TOMATE (en rojo por ser receta maldita), que también salieron bastante bien (aunque la próxima vez utilizaré pasapurés para la salsa), esta es su foto (sabían mejor que la pinta que tenían):
Y esta su receta:
Ingredientes:
  • Albóndigas:
    • 500 gr. de carne de ternera picada
    • 100 gr. de carne de cerdo picada
    • 100 gr. de miga de pan (creo que no habría problema en utilizar miga de pan de molde)
    • 1 huevo
    • 2 dientes de ajo
    • perejil
    • Sal y pimienta
    • Harina (para rebozar)
    • Aceite de oliva (para freír)
  • Salsa:
    • 2 dientes de ajo
    • 1 kg. de tomates
    • 1 cebolla
    • harina (para rebozar)
    • 1/2 vaso de leche
    • 1 cucharadita de azúcar
    • aceite de oliva virgen extra
    • 2 cucharadas de salsa de soja
    • sal
Preparación:
  1. Albóndigas:
    1. Poner la miga de pan en un cuenco, verter la leche y dejar que empape bien.
    2. Pelar y pica 2 dientes de ajo y mezclarlos en un cuenco con la carne picada de cerdo y de ternera, el huevo y un poco de perejil picado.
    3. Sazonar y amasar hasta que quede una mezcla homogénea.
    4. Añadir la miga escurrida y mezclar bien.
    5. Formar las albóndigas, pasarlas por harina y dorarlas en una sartén con abundante aceite caliente.
    6. Reservar en una fuente con papel absorbente para eliminar el exceso de aceite.
  2. Salsa:
    1. Picar la cebolla y los  2 dientes de ajo y ponerlos a pochar en una cazuela con un chorrito de aceite. Nota: como os he dicho: lo normal suele ser unas tres cucharadas de aceite por cebolla.
    2. Picar los tomates, agregarlos a la cazuela y cocinarlos durante 25-30 minutos con el azúcar a fuego medio.
    3. Añadir la salsa de soja, mezclar y pasar todo por el pasapurés (paso este último que me salté).
  3. Colocar la salsa de tomate en la cazuela. Introducir las albóndigas y cocinarlas durante 8-10 minutos a fuego suave. Servir y decorar con una ramita de perejil (yo no tenía perejil en rama, por eso se ve tan tristonas a mis almóndigas).
Y ya está. Lo cierto es que os recomiendo cualquiera de las recetas, pero si tenéis que elegir, coged las de merluza. Y supongo que nuestra nutricionista opinará lo mismo.
¡Sed buenos y felices!


Categorías:Carnes, Pescados, RECETAS, Segundos

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

tiroalplato

Acertar donde comer

¡A tomar por mundo!

La vuelta al mundo low cost

Te Veo en Madrid

Blog con recomendaciones para salir en Madrid - Restaurantes, Moda, Ambientes con Encanto & Mucho Más ...

El cuaderno de Rachel.

RESTAURANTES,VIAJES,TIENDAS.

A %d blogueros les gusta esto: